Especialidades odontológicas en Santiago de Compostela

nuestras Especialidades odontológicas son:

Estética

Cada vez son más las personas nos demandan tratamientos de estética dental que les ayuden a mejorar no solo su salud oral, sino también el aspecto de sus dientes y sonrisa.


La estética dental es la rama de la odontología encargada de analizar y realizar los tratamientos necesarios para que su sonrisa sea armónica, atractiva y joven.


Para conseguir la máxima estética de la cavidad oral, tenemos que analizarle una serie de parámetros:

• La posible asimetría dental.
• Los distintos tonos de color en los dientes.
• La separación entre los dientes, (diastemas).
• Los posibles desgastes y fracturas dentales.

Realizando un completo análisis y estudio de todos estos parámetros, le mostraremos como quedará su sonrisa antes de hacer los tratamientos con simulaciones reales sobre su boca o en ordenador, así, no tendrá sorpresas finales que no le agraden. Para corregir este tipo de problemas bucodentales, le ofrecemos la posibilidad de realizar distintos tratamientos de estética dental siempre adaptados a cada caso, ajustados a su presupuesto y a sus perspectivas:


• Blanqueamiento dental.

• Carillas estéticas y Odontología de mínima intervención.

Blanqueamiento dental

El blanqueamiento dental es un tratamiento de odontología estética de los más demandados que tenemos y cuyo objetivo es eliminar las manchas intrínsecas o endógenas, que son las que han aparecido en la fase de formación del diente o las manchas extrínsecas o exógenas que aparecen a lo largo del tiempo por el uso diario y por factores agravantes como el consumo de tabaco o la ingesta de ciertos alimentos y bebidas que pueden teñir los dientes, como las bebidas carbonatadas, el café o el té. Además, este problema suele agravarse si no se realiza una rutina de higiene oral adecuada. Su sonrisa después de hacer un tratamiento de blanqueamiento recuperará una tonalidad más blanca, brillante y un aspecto más joven.

Hay posibilidad de realizar tratamientos de blanqueamiento en la consulta dental, mediante una técnica especial de aplicación de un agente blanqueador a base de peróxido de hidrógeno al 35%. Se trata de un método muy eficaz, ya que se maneja una alta concentración del compuesto blanqueante bajo el control de un dentista.
Otro sistema es realizar el blanqueamiento ambulatorio supervisado. En este tipo de blanqueamiento la concentración de peróxido de carbamida es del 10%. Este método lo realiza usted en su propio domicilio, bajo las indicaciones del dentista.

Es de especial importancia el indicarle que los dentistas son los únicos profesionales capacitados para el manejo de los agentes blanqueadores, siguiendo un estricto protocolo de diagnóstico, planificación del procedimiento y mantenimiento de los resultados. Realizar un blanqueamiento dental sin supervisión médica conlleva graves riesgos para la salud.

Usted puede encontrar productos con concentraciones inferiores al 0,1% de peróxido de hidrógeno, estos sí son inocuos para la salud, por lo que su libre distribución no presenta riesgos, pero debe plantearse el gasto que ello le conlleva, ya que la eficacia de estos productos se ha demostrado prácticamente nula.

Carillas estéticas y odontología de mínima intervención

De esta manera, podemos aportarle soluciones para problemas referentes a la coloración dental, variamos la forma del diente para hacerlo más armonioso, corregimos visualmente la posición de los dientes e incluso cerramos la separación de estos, los llamados diastemas.

Las carillas estéticas dentales (o Venners) son otro de los tratamientos de estética dental más demandados. En este caso, mediante ciertos materiales como la porcelana, se fabrican unas láminas que simulan la parte exterior del diente, con un grosor de entre 0,8 y 1,5 milímetros y se colocan sobre la superficie de la cara externa de la dentición, camuflando el diente natural.

Odontología de mínima intervención. También le ofrecemos la posibilidad de colocar materiales restauradores en sus dientes mediante composites de última generación altamente estéticos a modo de carillas, pero estos, van adheridos directamente a su diente realizando una preparación más conservadora que la realizada para las carillas cerámicas, con resultados espectaculares y altamente estéticos. Además, de esta técnica anterior, también solemos utilizar coronas o fundas de porcelana o metal para recubrir el diente al completo, con el uso de todo tipo de materiales de última generación.


Cirugía

Mediante la cirugía en la especialidad de odontología, abarcamos un amplio abanico de tratamientos para ciertas patologías que solo pueden ser abordadas de esta forma para su curación. En otros casos, ayudamos al paciente a poder restablecer sus dientes perdidos mediante cirugía de Implantes, logrando devolver la función fonética, masticatoria y la estética a su boca.


Dentro de los distintos tipos de cirugía se encuentran los siguientes entre los más comunes:

• Quistes
• Dientes incluidos
• Biopsia de tejidos

Quistes

Los quistes óseos orales son cavidades formadas en el seno del hueso maxilar superior o en la mandíbula y habitualmente están revestidas por un tejido epitelial (una especie de “membrana”). Existen una gran cantidad de causas posibles que los pueden generar, pero la gran mayoría son de origen dentario, por infección crónica de un diente. Existen otras causas que los originan, pero que su estadística es menor, como son los de origen odontogénico, formados a partir del epitelio del folículo dentario (“germen del diente”) de dientes incluidos o semi-erupcionados sobre todo. La evolución natural de un quiste maxilofacial no tratado suele ser el crecimiento, con o sin sintomatología aguda. Los originados por infecciones dentales crónicas tienden a fistulizarse produciendo salida episódica de material purulento a la cavidad oral, se forma como un pequeño grano en el interior de la boca lleno de pus que suele romperse y desaparecer, aunque eso es transitorio, ya que se vuelve a formar.
Los tratamientos pueden variar según el origen del quiste. En el caso de que se haya originado por infección dentaria crónica, la endodoncia (lo que se conoce como “matar el nervio”) termina con el problema en la mayoría de las ocasiones. En caso contrario habría que acudir a la cirugía, aunque no es frecuente que los quistes óseos o mandibulares se malignicen, se hace necesaria su extirpación y nuestra recomendación en la mayoría de los casos es realizar una biopsia de los mismos para tener un diagnóstico de certeza.

Dientes incluidos

Son los dientes que no han erupcionado, o sea, no han aparecido o lo han hecho parcialmente en la cavidad bucal.

Existen múltiples causas, aunque con mucha frecuencia se asocia a una falta de espacio durante el período eruptivo de los dientes.

Los problemas que pueden plantear estos dientes, en el interior del hueso, son varios:

  • Daños a otras estructuras anatómicas contiguas como el seno maxilar, troncos nerviosos, raíces de dientes adyacentes, etc.
  • Alteraciones en el resto de los dientes, bien dificultando su erupción en el caso de los niños, o bien produciendo movimientos y mal posiciones en los dientes ya erupcionados.
  • Formación de quistes por la proliferación del tejido epitelial que rodea al diente incluido, los cuales explicamos en la sección anterior.
  • El tratamiento recomendado es la extracción quirúrgica de los dientes incluidos, salvo que el riesgo de la cirugía lo desaconsejara.

Biopsias de tejidos

La biopsia oral es un procedimiento quirúrgico destinado a recoger una muestra de tejido bucal para su estudio mediante microscopio y establecer un diagnóstico. El papel de la biopsia oral es fundamental, ya que permite establecer el diagnóstico definitivo de las lesiones orales. Estas lesiones pueden ser precancerosas y, a través del estudio de su aspecto e historia clínica, sería posible establecer un diagnóstico clínico de presunción. No obstante, el estudio histopatológico es imprescindible.

CÁNCER ORAL



El cáncer oral es un grave problema de salud en muchos países que cuenta con un alto índice de mortalidad. Según la Organización Mundial de la Salud (OMS), la incidencia de cáncer oral en España es de 12 a 15 casos por año en varones y de 2 a 4 casos en mujeres por cada 100.000 habitantes. La OMS predice un aumento de la enfermedad en todo el mundo en los próximos años. Por eso, es de vital importancia prevenir el cáncer oral realizando visitas periódicas donde ante cualquier signo o síntoma tomaremos medidas tempranas, una detección temprana de la enfermedad favorecerá la curación o reducción del daño, minimizando el riesgo de mortalidad del cáncer oral. Cuando lo detectamos en estadios iniciales y asintomáticos, la tasa de supervivencia aumenta significativamente, así como la probabilidad de no tener que realizar tratamientos agresivos. Por eso en Compostela Dental Center, todas las lesiones que perduren más de dos o tres semanas, y que no respondan al tratamiento inicial, se abordan mediante cirugía para ser biopsiadas.

SÍNTOMAS DEL CÁNCER ORAL

Algunos de los síntomas del cáncer oral son los siguientes:

  • Mancha o un bulto blanco o enrojecido en cualquier lugar de la cavidad oral.
  • Permanencia de una llaga en algún tejido bucal que sangra con facilidad o no se cura.
  • Dificultad al masticar, tragar, o mover la lengua y/o la mandíbula.
  • Adormecimiento de la boca o la lengua.

Factores de riesgo del cáncer oral

La etiología del cáncer oral es multifactorial. Los factores de riesgo más comunes son:

  • El consumo de tabaco y/o alcohol.
  • Una mala alimentación.
  • La radiación ultravioleta solar.
  • Ciertas infecciones.
  • El virus del papiloma humano (HPV).
  • Radiaciones ionizantes.
  • Determinados productos químicos.
  • El estilo de vida del paciente.
  • El medioambiente.

Riesgo de aparición del cáncer oral en fumadores

Cerca del 80% de los casos de cáncer oral se relacionan con el consumo de tabaco. El humo de los cigarrillos contiene alrededor de 60 carcinógenos conocidos, entre los que destacan hidrocarburos aromáticos policíclicos, nitrosaminas específicas del tabaco, aminas aromáticas y aldehídos, además de metales como el arsénico o el plomo.

El riesgo de padecer cáncer oral aumenta significativamente cuando el consumo de cigarros diario es mayor de 20 unidades, la duración del hábito es superior a 20 años, y en aquellos sujetos que comienzan a fumar antes de los 15 años.

Dejar de fumar o reducir el consumo de cigarrillos contribuye a la desaparición de algunas lesiones potencialmente malignas en la boca. El abandono de este hábito nocivo reduce el riesgo relativo de cáncer oral después de 10 años, llegando a ser comparable al de las personas que nunca han fumado.

Tasa de curación del cáncer oral

Las tasas de curación del cáncer oral dependen de su estadio. Lamentablemente, aproximadamente el 50% de los casos de cáncer oral son diagnosticados en estadios avanzados (estadios III y IV). La tasa de supervivencia a los cinco años es del 80% en estadios iniciales, 40% en neoplasias con afectación regional e inferior al 20% en pacientes con metástasis a distancia.

Cómo prevenir el cáncer oral

Para disminuir el riesgo de padecer cáncer oral es necesario llevar a cabo hábitos saludables. Eliminar el consumo de tabaco es fundamental para minimizar los riesgos, así como minorar la ingesta de alcohol. También es importante reducir el riesgo de infección por el HPV.

Realizar revisiones odontológicas, al menos, dos veces al año es otra de las medidas más efectivas para prevenir el cáncer oral.

Se estima que entre el 30% y el 40% de todos los tipos de cáncer podrían ser evitados con estilos de vida saludables y una correcta alimentación. El aumento en el consumo de frutas y verduras en la dieta ha demostrado prevenir el cáncer oral. La recomendación sobre la ingesta de frutas y verduras es tomar cinco piezas al día y, por lo general, consumir los vegetales crudos mejor que cocinados. Las frutas que mejor protegen frente al cáncer oral son las frutas rojas, como las fresas, frambuesas, arándanos o las moras, ya que contienen gran cantidad de polifenoles que estimulan los mecanismos de eliminación de sustancias cancerígenas.

Ortodoncia

Dental Compostela Center ícono

La ortodoncia es una especialidad de la odontología que estudia, previene y corrige las alteraciones del desarrollo de los maxilares, así como, la forma de las arcadas dentarias y la posición de los maxilares entre ellos y las propias estructuras craneales, con el fin de restablecer el equilibrio morfológico y funcional de la boca y de la cara, mejorando también la estética facial.

Aunque la ortodoncia para muchos pacientes es simplemente alinear los dientes, va mucho más allá de ese fin. Sobre todo, en la etapa de crecimiento infantil, la ortodoncia puede corregir las alteraciones que se producen en el desarrollo del hueso de los maxilares, promoviendo o frenando ese desarrollo, para armonizar la cara del paciente cuando este sea adulto y también, corregir de los trastornos funcionales de la masticación y evitar posibles patologías de ATM, así como, una salud periodontal óptima de la encía.

EDAD PARA COMENZAR LOS TRATAMIENTOS

No hay una edad idónea, varía según el tipo de problema y su gravedad. Los padres suelen observar la primera oclusión deficiente entre los 6 y 12 años. La ortodoncia a menudo comienza entre los 8 y los 14 años, porque si se realiza mientras el niño está creciendo contribuye a generar mejores resultados. Eso no significa que a edades más tempranas no sea necesario realizar algunos tratamientos, o bien, que los adultos no puedan iniciar tratamientos de ortodoncia generalmente mediante brackets, tenga en cuenta dos cosas:

Muchas patologías del adulto son debidas a no haber realizado ortodoncia en edades tempranas.

Para poder iniciar un tratamiento de ortodoncia, su estado dental y periodontal (dientes y encías) deben estar sanos, con esa premisa, los dientes sanos se pueden someter a un tratamiento dental a cualquier edad.

¿CÓMO SÉ SI NECESITO TRATAMIENTO DE ORTODONCIA?

Solo su dentista u ortodoncista pueden determinar si usted necesita un tratamiento de ortodoncia, nosotros nos basamos en elementos de diagnóstico tales como historia clínica y odontológica completa, examen clínico, modelos en yeso de sus dientes, radiografías y fotografías. De acuerdo con el diagnóstico realizado, decidiremos si usted necesita un tratamiento de ortodoncia y desarrollaremos un plan de tratamiento adecuado a sus necesidades. De todas formas, si usted ve que tiene alguna de las siguientes afecciones, es probable que necesite un tratamiento ortodóncico:

• Sobremordida: las coronas de los dientes anteriores superiores cubren casi por completo las coronas de los dientes inferiores.
• Submordida: el paciente presenta un aspecto de bulldog, los dientes inferiores se extienden excesivamente hacia delante o bien los superiores se posicionan muy hacia atrás.
• Mordida cruzada: se presenta cuando al morder normalmente, los dientes superiores no caen levemente por delante de los inferiores anteriores o ligeramente por fuera de los dientes inferiores posteriores.
• Mordida abierta: espacio que se produce entre las superficies de mordida de los dientes anteriores en algún lado, cuando el resto están cerrados.
• Línea media desplazada: se produce cuando la línea imaginaria que divide en el centro a los dientes anteriores superiores (entre los dos centrales incisivos superiores) no se alinea con la de los dientes inferiores (entre los dos incisivos centrales inferiores), y ambas a su vez con la línea media de la cara.
• Diastemas: separaciones o espacios entre los dientes como resultado de piezas ausentes o dientes que no ocupan todo el espacio.
• Apiñamiento: cuando los dientes son demasiado grandes para ser acomodados en el espacio que ofrecen los maxilares.

¿QUÉ TIPOS DE APARATOS EXISTEN?

Según la patología se hace necesario el uso de distintos tipos de aparatos, pero a grandes rasgos los podemos dividir en 3 grupos.

1. Aparatos removibles.

Son los aparatos que el paciente se puede quitar para limpiarlos, pero cuando se los coloca van firmemente sujetos a los dientes. Estos aparatos aplican presiones controladas sobre los dientes que se desean desplazar mediante la acción de elementos mecánicos activos, como resortes, arcos, tornillos, etc. Estas fuerzas son, en su totalidad, artificiales o mecánicas, y actúan directamente desplazando los dientes, sin tener nada en común con las fuerzas creadas por la acción de los músculos, que participan en las funciones de masticación, deglución, fonación, entre otras.

Los aparatos removibles más comúnmente conocidos son las “placas”, son muy útiles para la expansión de los maxilares, sobre todo del superior, en especial para la corrección de “mordidas cruzadas” y apiñamiento leve, cuando está indicada la expansión, así como para movimientos dentarios muy específicos.

Otro tipo de aparatos removibles son los funcionales. Nos referimos a una variedad de aparatos removibles diseñados para alterar la posición de los distintos grupos de músculos que influyen sobre la función y la posición sobre todo de la mandíbula para aumentar o frenar su crecimiento. Por lo general, se recomiendan durante la dentición temporal o la mixta. Son aparatos que en un principio solo realizan modificaciones funcionales, pero que luego dan lugar a cambios en las estructuras óseas aportando al final una nueva morfología y estética facial para buscar una cara más armónica y una oclusión bien relacionada entre ambas arcadas.

2. Aparatos fijos brackets

Son elementos metálicos o cerámicos adheridos a los dientes, sobre los cuales descansa un arco de metal que recorre todo el arco dentario. Los aparatos fijos tienen capacidad para desplazar de forma individual todos y cada uno de los dientes en cualquier dirección, lo que no sucede con los demás aparatos.

Para conseguir resultados precisos, los aparatos fijos necesitan de una meticulosa técnica de colocación y cementado sobre cada uno de los dientes de manera individualizada, así como de una serie de sofisticados arcos para lograr los desplazamientos necesarios, de acuerdo con el plan de tratamiento elaborado.

Dentro de los brackets podemos encontrar varios tipos, pero nosotros usamos solamente estos dos por los buenos resultados que producen y que avalan nuestra calidad en los tratamientos.

Brackets metálicos: la ortodoncia tradicional

Es el tipo de ortodoncia que más se coloca, dado que pueden corregir casi cualquier problema relacionado con el alineamiento y la mordida de los dientes, los brackets metálicos son una solución convencional para que nuestros pacientes puedan corregir la posición de sus dientes de forma efectiva sin recurrir a sistemas de ortodoncia de mayor coste, la respuesta a esta pregunta depende únicamente de usted. Si busca un tratamiento que prime el precio sobre cualquier otro elemento, la ortodoncia con brackets metálicos es, sin duda, una buena elección.

Brackets de zafiro: efectivos y altamente estéticos por igual

Los brackets de zafiro son una solución muy discreta a la vez que no costosa, para aquellos pacientes que desean corregir la posición de sus dientes y que no quieren sacrificar la estética como ocurre con los brackets metálicos tradicionales. Dado que pueden corregir cualquier problema relacionado con el alineamiento y la mordida de los dientes de una forma tan eficaz como los metálicos, la elección es suya si prima la estética.

Brackets linguales u ortodoncia invisible.

Son otro tipo de brackets metálicos que se colocan en la cara interna del diente, por lo cual a simple vista es completamente invisible y estética al cien por cien. Podemos decir que es un complemento a mayores sobre la estética que nos ofrecen los brackets de zafiro, para aquellos pacientes que son sumamente exigentes con la estética, su eficacia también es altísima pero aquí sí que sacrificamos la economía debido a su mayor costo.

3. Invisalign

Si bien podríamos encuadrarla dentro de las removibles, queremos hacer un apartado distinto, porque Invisalign es un sistema patentado, el cual podemos ofrecerle dado que nuestros doctores poseen la certificación que nos permite poder ofrecérselo como un tratamiento de vanguardia. Invisalign ha revolucionado la forma de entender la ortodoncia y está basado en unos alineadores transparentes y removibles que se fabrican a medida de cada paciente. Además, cuenta con un software propio llamado ClinCheck, que nos permite mostrarle el resultado final de su sonrisa en una simulación 3D en el ordenador, antes incluso de colocarle el primer alineador.

Si busca un tratamiento altamente estético, quiere poder sacarlo en diversas ocasiones, pero a la vez se siente responsable y está comprometido con su uso (debe llevar los alineadores un mínimo de horas diarias ya que incluso llevan un testigo para comprobar si se ha usado el tiempo correcto), Invisalign es, sin duda, la mejor elección. Hay otros tipos de alineadores en el mercado, incluso a un costo menor, pero a día de hoy es el pionero y que ofrece la mejor calidad en cuanto a las férulas y los mejores resultados con creces.

¿Cuánto dura un tratamiento de ortodoncia?

Hace algunos años, muchos de los pacientes llevaban ortodoncia durante cuatro o cinco años. Esto, a día de hoy casi es impensable.

Por un lado, los tratamientos ortodóncicos han avanzado mucho en lo que a materiales y tecnología se refiere, por lo que ha disminuido su duración, ya que, además se sabe científicamente que el excesivo tiempo que se empleaba puede acarrear la aparición de caries y problemas periodontales (gingivitis y periodontitis).

Esto se debe a que los aparatos basados en brackets dificultan la higiene y una limpieza deficiente facilita el desarrollo de enfermedades como la caries y enfermedades de las encías, que comienzan manifestándose con sangrado e inflamación.

La duración de un tratamiento de ortodoncia depende del caso de cada paciente. Ante nuestra experiencia, la mayoría de los casos tienen una duración media de 18 meses. Esto quiere decir, que podemos encontrarnos tratamientos sencillos que duran 12 meses, hay otros casos más complejos que requieren 24 meses.

Sólo casos muy puntuales, pudiéramos hablar de un periodo hasta los 36 meses. Sin embargo, esta duración no es la normal y solamente se da cuando existen maloclusiones especialmente complejas. Hay una serie de factores que influyen en el tiempo que dura el tratamiento y son:

  • El factor más importante es el tipo o grado de maloclusión que tenga la persona, no es lo mismo alinear los dientes que corregir problemas de mordida u oclusión.
  • Planificación adecuada, porque la fase previa a la colocación del aparato es fundamental, ya que determina, en gran parte, el éxito o el fracaso de los resultados. Por eso a todos nuestros pacientes les realizamos un completo estudio de ortodoncia que incluye todas las pruebas previas necesarias para el diagnóstico (radiografías, fotografías, modelos, interconsultas, etc.).
  • La edad de la persona, otro factor importante, influye dependiendo de si este es un niño o un adulto. Es decir, a edades tempranas, entre los seis y los doce años, es posible realizar en unos meses correcciones que en la etapa adulta requerirían mucho más tiempo, o que, incluso, solamente se podrían llevar a cabo mediante cirugía ortognática.
  • Técnica de ortodoncia utilizada. Como bien le hemos indicado anteriormente, existen distintos tipos de técnicas para realizar los tratamientos de ortodoncia y en todo momento hacemos un asesoramiento completo, pre, durante y post tratamiento, por eso siempre indicamos las ventajas en inconvenientes de cada sistema.

La diferencia entre los tres primeros que están basados en brackets e Invisalign, es que los primeros van fijos a su diente y el sistema de Invisalign consiste en unas férulas transparentes y removibles que se cambian cada cierto tiempo. La fuerza que ejercen estos alineadores es menor que la que desempeñan los brackets, sean del tipo que sean. Por eso ante ciertos casos de pacientes con una maloclusión compleja es normal que lleve más tiempo con Invisalign del que estarían con los brackets sean del tipo que sean.

Cuando sabemos que esto va a suceder, le advertiremos de que su tratamiento se puede alargar. Hay muchos pacientes que prefieren llevar Invisalign sabiendo que van a estar más tiempo que con los brackets, por la comodidad y estética que les proporciona a mayores. Aunque esto último es una decisión personal, siempre le asesoraremos antes de comenzar el tratamiento y le indicaremos que técnica es la mejor para su caso, el tiempo y resultados de las distintas opciones, para que, llegado el momento final del tratamiento, el resultado sea completamente satisfactorio para usted y su salud bucal.

¿Cuánto cuesta un tratamiento de ortodoncia?

Como cualquier otro tratamiento que le hagamos, recibirá un presupuesto previo detallado con todo lo necesario para terminar el tratamiento sin sorpresas finales y cerrado, es decir, salvo imprevistos, falta de colaboración o conductas inadecuadas durante el tratamiento de ortodoncia su precio quedará fijado en la cantidad estipulada.

Como en todo tratamiento, existe la posibilidad de realizar una financiación a su medida, pero incluso, la ortodoncia como son pagos iniciales estipulados en su prepuesto y finales, el resto de pagos con cuotas mensuales que usted irá pagando cómodamente, por lo cual, la financiación en la mayoría de casos no es ni necesaria.

Implantología

¿Qué es un implante dental?
Un implante dental propiamente dicho es una estructura cilíndrica o cónica, parecida a un “tornillo”, que se inserta en el hueso maxilar para sustituir a la raíz de un diente. Los implantes están hechos generalmente de titanio puro o alguna aleación de titanio (por ejemplo, titanio-zirconio) que es un material perfectamente biocompatible y siempre llevan un tratamiento especial en su superficie.

¿En qué consiste la cirugía de Implantes?
La cirugía de implantes dentales es un procedimiento que se realiza mediante una incisión en la cresta ósea para a continuación ir pasando una serie de fresas en el hueso hasta que hay suficiente espacio para alojar el implante. Una vez colocado se sutura la zona y se espera a la fase de oseointegración del mismo, eso es una característica especial del titanio es que es capaz de fusionarse íntimamente con el hueso mediante un proceso natural.


Antes de la cirugía realizamos una planificación meticulosa utilizando diferentes técnicas de imagen (radiografías intraorales, radiografías panorámicas, TAC, Simulaciones en 3D, etc.) para poder tener el máximo detalle y poder identificar y analizar las estructuras anatómicas como, el nervio dentario, el seno maxilar y la forma y dimensiones del hueso, tanto en la zona de la intervención como en los alrededores, para determinar cuál es el mejor implante que se puede poner en cada zona y el mejor tipo de prótesis que podemos realizar personalizado a cada caso. Tus dientes y encías se examinan también para que cualquier tipo de enfermedad o problema sea tratado y curado antes del procedimiento. La intervención se realiza normalmente con anestesia local y, a grandes rasgos, consiste en lo siguiente: • Primero se realizan incisiones en la encía para dejar el hueso al descubierto. • Después se perfora un agujero en el hueso con unas fresas especiales, hasta alcanzar un diámetro adecuado, donde se inserta el implante que se ha planificado en esa localización. • Una vez colocado el implante se tapa su parte superior con una tapa de cicatrización para proteger el implante y que la encía cicatrice a su alrededor. • Y por último se procede a suturar la encía. La cirugía es completamente ambulatoria y usted tendrá un post-operatorio nada molesto si sigue nuestra pauta de medicación y consejos.A medida que el hueso y los tejidos de la encía van cicatrizando el implante se va fusionando con el hueso (osteointegración). El proceso de curación y osteointegración del implante dura de 2 a 4 meses generalmente, dependiendo entre otras cosas de si es maxilar o mandibular.Pasado este tiempo hay que comprobar si el implante se ha integrado con éxito. Una vez se ha comprobado que el implante está osteointegrado y que los tejidos adyacentes están bien curados y sin infecciones es cuando procedemos a la colocación de la prótesis personalizada.

¿Qué tipos de prótesis sobre implantes hay?

Cada paciente tiene unas necesidades específicas, por eso personalizamos cada caso, proponiéndole el tratamiento ideal, siempre ajustado primeramente a las variaciones anatómicas propias de cada boca, a las pretensiones del paciente y como no, ajustadas a su economía. Teniendo en cuenta todos estos factores, a continuación, pasamos a explicarle los tipos de prótesis que hay sobre implantes, de manera general, para tratar de sintetizar y que usted entienda fácilmente, dado que existen numerosas variantes algunas de ellas complejas a la hora de planificar y explicar.

Coronas o puentes sobre los implantes que solo pueden ser removidos por el odontólogo, con el objetivo de controlar y limpiar su estructura, pueden ser un de solo diente o de un grupo de dientes o de toda la boca. Para ello es preciso contar con un hueso de buena calidad y suficiente para albergar el implante/s y realizar el tratamiento con las máximas garantías. En caso de no existir hueso suficiente habrá que recurrir a realizar una cirugía previa de regeneración ósea. Este tipo de prótesis es la más costosa, no la más cara, más tarde hablaremos de ese concepto.

Puente atornillado a implante

Corona atornillada a implante

Corona atornillada a implante

Puente atornillado a implante para arcada completa

Puente atornillado a implante para arcada completa

Puente atornillado a implante para arcada completa

Puente atornillado a implante

implante

Puente atornillado a implante para arcada completa

Coronas fresadas por ordenador mediante sistema Cadcam

Prótesis dentales tipo sobre-dentaduras, híbridas y removibles, las cuales se "abrochan" sobre una estructura tipo barra o mediante Ataches a los implantes para mejorar su retención y estabilidad, pudiendo ser removidas a voluntad del paciente: son parecidas a las anteriores, pero dado que su fabricación requiere un menor coste, es la opción “menos cómoda” pero, por el contrario, la más económica. Volvemos a insistir en que también en este caso se podría requerir de una regeneración ósea previa.

Prótesis completa sobre barra                                                                                                 Prótesis completa sobre barra

Protesis completa sobre Ataches


Ahora que ya dispone de toda esta información le vamos a dar unos consejos a la hora de decantarse por un tratamiento sobre implantes.


Cinco claves para elegir el mejor implante dental

Primeramente, debe realizarse esta pregunta, ¿realmente necesito ponerme implantes dentales? Tenga en cuenta que una vez se extrae un diente natural no hay vuelta atrás. Nosotros somos muy conservadores, por eso, primeramente, siempre decimos que el diente, solo debe extraerse si no hay posibilidad alguna de salvarlo o de salvar al menos su raíz.

Si el diente tiene una afectación pulpar la endodoncia es el tratamiento de elección, (vea la especialidad de endodoncia), nosotros salvamos muchas veces un diente que lo daban por perdido. Podemos realizar una odontología conservadora (tratar la raíz del diente, retratar una endodoncia fallida, reparar grandes perforaciones, eliminar postes y reconstrucciones antiguas, realizar cirugías menores en la raíz, etc.), con tasas de éxito que varían entre el 80% y el 98%.

Una vez que el diente está sano, lo mantendremos colocando algún tratamiento restaurador mediante técnica de estética o bien colocando algún tipo de prótesis dental. (Ver tema de estética o ver Especialidad en Prótesis Dental).

El precio de una endodoncia puede variar bastante dependiendo de la dificultad y el tipo de diente (por ejemplo, hay dientes que solo tienen un conducto radicular y otros que pueden tener incluso, más de cuatro conductos), y para el tratamiento restaurador ocurre lo mismo, pero siempre va a ser más económico y, sobre todo, conservamos su diente.

Si el problema del diente es periodontal y tiene solución, el tratamiento de elección debe estar orientado al mantenimiento del diente y a la curación del problema periodontal. (Ver sección de periodoncia en esta Web).


¿Cumplo los requisitos para poder ponerme un implante?

Cuántas veces hemos oído la frase “es que necesito ponerme un implante dental” como si de repente estuviéramos capacitados para saber qué tratamiento es el más adecuado para nuestro problema de salud bucal. Es como si nos duele una pierna y vamos al traumatólogo preguntándole por los tipos de prótesis de cadera porque ya tenemos decidido el tratamiento que necesitamos, o acudimos al cardiólogo porque tenemos taquicardias y le indicamos que necesitamos poner un marcapasos rápidamente. No tiene ningún sentido, ¿verdad?

Solo su dentista puede decirle si en su caso es aconsejable un tratamiento con implantes. Para ello, haremos un estudio de la salud de sus dientes y encías, el tipo y características del hueso del maxilar (mediante diversas pruebas radiografías especiales de diagnóstico), realizaremos una anamnesis completa para saber si existen problemas de salud previos o hábitos perniciosos que pongan en peligro el éxito del tratamiento, etc. Lo importante es recordar que, aunque el implante es posiblemente la mejor solución que existe para sustituir a un diente perdido, en determinados casos no es la opción más recomendable.

Una vez que se ha visto que su necesidad es la colocación de un implante, ahora veremos que factores o claves debería tener en cuenta a la hora de decantarse por uno u otro profesional:

1. Equipo médico:
Una de las claves para el éxito del tratamiento está íntimamente relacionado con la técnica, la experiencia y destreza de los profesionales que le hacen los tratamientos.

Usted acude a la clínica del Dr. Ramón López, la clínica de un profesional Licenciado en Odontología en la Universidad de Santiago de Compostela, altamente cualificado, con una gran experiencia de muchos años en varios campos de la odontología. Cuando usted acude a Compostela Dental Center, no se va a encontrar cada mes con un doctor distinto, con poca o nula experiencia.

Nuestros pacientes y nosotros, somos los mismos de siempre, hemos generado una confianza mutua que prevalece, porque nuestra mayor preocupación es su salud, en nuestra clínica, no estamos supeditados a las políticas empresariales y a los balances de rentabilidad que nos dicta un holding empresarial y que, lo único que le importa son las cifras económicas, mas no lo más importante: su SALUD.

También tenemos que decir lo mismo del personal, que todo es titulado conforme a su especialidad y con amplia experiencia. Otro aspecto que debe tener en cuenta, es la comodidad y la seguridad, por eso, nos preocupamos de que nuestros pacientes reciban la mejor información y atención demandada en cada momento, todo el equipo está preparado, para nosotros es esencial. Acudimos a numerosos cursos y realizamos actualizaciones continuas en nuevas técnicas, aunque ya hemos indicado, que no solo queremos estar actualizados en implantología, nuestro reto es mejorar día a día en todas las especialidades de la odontología.

2. Instalaciones e instrumental:

Tanto los equipos electrónicos como el material y las técnicas evolucionan cada día, por eso siempre estamos a la última en inversión de equipos, además de contar con el más exigente protocolo de esterilización de todo el material, incluso tenemos duplicada la aparatología de esterilización, el material de toda cirugía y de cualquier otro tratamiento.

Cuando realizamos una planificación para uno o varios implantes, después de las pruebas diagnósticas y de estudio meticuloso, conocemos que medida de implante que se va a ajustar mejor a su hueso. Pero también sabemos, que hay ciertas limitaciones tecnológicas con las técnicas actuales de radiodiagnóstico y se hace necesario un cambio de planificación en la propia cirugía. Por eso, contamos con un stock de implantes permanente, es decir, no “compramos” un único implante para su caso y le vamos a colocar ese, “porque es el que habíamos planificado”, tenemos todas las medidas posibles y en cantidad suficiente para que lleve el mejor implante en cualquier fase, previo a la cirugía o en la propia cirugía y, como usted va a estar consciente y tranquilo, así se lo vamos a indicar en ese momento.

Todo lo anterior, lo realizamos para que nada pueda fallar, pero como contrapartida, nos obliga a realizar una importante inversión en aparatología y material, creemos que usted como paciente debe ser conocedor de este importante sacrificio por nuestra parte, pero también debe saber, que nuestra máxima es su salud, para que tenga siempre lo mejor en cada momento y que nunca falle una intervención.
Además, de todo lo anterior, no descuidamos el estado y cuidado estético y las comodidades de la clínica, son evaluados en cada momento para ofrecerle una mayor confianza, comodidad y que su estancia sea de lo más agradable.

2. Instalaciones e instrumental:

Tanto los equipos electrónicos como el material y las técnicas evolucionan cada día, por eso siempre estamos a la última en inversión de equipos, además de contar con el más exigente protocolo de esterilización de todo el material, incluso tenemos duplicada la aparatología de esterilización, el material de toda cirugía y de cualquier otro tratamiento.

Cuando realizamos una planificación para uno o varios implantes, después de las pruebas diagnósticas y de estudio meticuloso, conocemos que medida de implante que se va a ajustar mejor a su hueso. Pero también sabemos, que hay ciertas limitaciones tecnológicas con las técnicas actuales de radiodiagnóstico y se hace necesario un cambio de planificación en la propia cirugía. Por eso, contamos con un stock de implantes permanente, es decir, no “compramos” un único implante para su caso y le vamos a colocar ese, “porque es el que habíamos planificado”, tenemos todas las medidas posibles y en cantidad suficiente para que lleve el mejor implante en cualquier fase, previo a la cirugía o en la propia cirugía y, como usted va a estar consciente y tranquilo, así se lo vamos a indicar en ese momento.

Todo lo anterior, lo realizamos para que nada pueda fallar, pero como contrapartida, nos obliga a realizar una importante inversión en aparatología y material, creemos que usted como paciente debe ser conocedor de este importante sacrificio por nuestra parte, pero también debe saber, que nuestra máxima es su salud, para que tenga siempre lo mejor en cada momento y que nunca falle una intervención.
Además, de todo lo anterior, no descuidamos el estado y cuidado estético y las comodidades de la clínica, son evaluados en cada momento para ofrecerle una mayor confianza, comodidad y que su estancia sea de lo más agradable.

3. Pruebas diagnósticas:

Previamente al implante es necesario realizar diferentes pruebas diagnósticas que valoren el estado del hueso y así elegir la medida del implante de cada paciente. Para ello, serán necesarios una radiografía panorámica, TAC y la tecnología de planificación en 3D, que hacen que tengamos los últimos avances para cirugías de implantes.

4. Calidad del implante:

Aunque todos los implantes comercializados cumplen unos requisitos mínimos (subrayamos lo de mínimos) para su correcto funcionamiento, avalado por la marca CE, el resultado final a medio y largo del tratamiento con implantes dentales depende de muchos factores. Las empresas de referencia que desarrollan este tipo de implantes basan sus principios en estudios realizados durante décadas de investigación y experimentación y evidencia científica, para ofrecer el implante con la mejor calidad contrastada, con lo cual antes de comercializar un nuevo producto o una modificación en sus productos ya existentes, por pequeña que sea, realizan pruebas in vitro e in vivo para asegurar la calidad, eficacia y seguridad del producto, mientras que otras marcas simplemente cambian sus sistemas constantemente o desaparecen (lo cual es un problema porque en un futuro se quedará sin posibilidad de encontrar piezas que se han deteriorado o sin garantía) o bien “intentan clonar” a marcas punteras con la consiguiente merma de calidad. Un implante de alta gama siempre tendrá un precio superior a otro que no cuenta con el diseño, ni la calidad, ni la tecnología necesaria como para poder ofrecer una solución segura, duradera avalada por estudios científicos de largo plazo.

5. Precio

Cuando estamos conversando en sociedad, solemos escuchar mucho que este o aquel producto es caro.

Creemos que no hay que confundir, caro con costoso. Un tratamiento caro es aquel que comienza siendo barato o una ganga y acabamos con un problema de salud grande, no hay mejor refrán, lo barato sale caro, ese es el concepto de caro.

Calidad precio

Un implante es un tratamiento dental costoso, dada la formación y experiencia profesional necesaria del implantólogo, además de la alta tecnología utilizada en los materiales y el equipamiento necesario para colocarlo. Actualmente, la oferta de los tratamientos dentales es muy variada, al igual que la calidad y el diseño de los mismos, por lo que, dependiendo de las propiedades y los materiales del implante, el precio varía muchísimo. En nuestra clínica le indicamos por escrito que tipo de implante va a llevar, porque la transparencia es uno de nuestros lemas fundamentales. Piense a largo plazo, los implantes no son para estar en boca 5 años y los cambia, un implante de calidad le durará más tiempo.

Hay una serie de factores a tener en cuenta, si le ocurre esto desconfíe:

  • Si le realiza su planificación alguien no cualificado que en muchos casos no es ni odontólogo, es un comercial especialista en marketing y en una sola sesión.
  • Si en su presupuesto están incluidos todos los gastos (cirugía, suturas, colocación de pilares de cicatrización, etc.) que muchas veces no se incluyen el presupuesto inicial, además, debería constar el precio de la prótesis que necesitará cuando termine la óseo-integración para recuperar la función masticatoria, dado hay presupuestos iniciales que generalmente no la incluyen.
  • Desconfíe si le dicen que debe pagar todo el tratamiento por adelantado. Si tiene alguna duda no lo haga, las cirugías se pagan primeramente y cuando todo vaya bien abonará coronas o prótesis más tarde. Exija siempre la factura.
  • OFERTAS AGRESIVAS / OFERTAS GANCHO que hay que cerrar en ese mismo momento porque si no, el precio varía. Extrapole esto a cualquier otra especialidad médica, ¿se imagina que su cardiólogo, su dermatólogo o el pediatra de sus hijos, le diga que si va hoy es un precio y si va mañana es otro o que tiene una oferta en un marcapasos y debe firmar justo en ese momento? Es un tratamiento que debe pensar, consensuar y valorar mucho antes de hacerlo ver que pros y contras existen en su caso, tómese su tiempo. Generalmente son ofertas en prensa o TV. De nada le sirve si le han ofertado un implante muy barato, si le cobran el doble por la corona o no le meten en el presupuesto, otros conceptos que van a aparecer en un futuro muy próximo. Sea crítico, ¿sabe lo que cuesta un anuncio en TV? Alguien lo va a pagar y de algún sitio hay que obtener el margen: de la calidad del doctor o de los materiales.
Odontología precios

Periodoncia

¿Qué es la enfermedad periodontal?
La enfermedad periodontal (Conocida comúnmente como Piorrea), es una patología crónica que afecta a los tejidos que rodean y sujetan los dientes: encía, hueso alveolar, ligamento periodontal y cemento radicular.

Se producen una serie de lesiones periodontales por la acumulación sarro y de bacterias, las cuales suelen tener una sintomatología mínima y pueden conducir, de no ser tratadas, a la pérdida progresiva del soporte de sujeción de los dientes, es decir, a la destrucción de las encías y el hueso que sujeta los dientes.

Existen distintos estados en la enfermedad periodontal

periodoncia

Gingivitis: se trata de la fase inicial de la enfermedad periodontal, que se produce por la acumulación de placa bacteriana. La placa está compuesta por bacterias y residuos que se adhieren a los dientes. De no ser eliminada correctamente, se transforma en sarro, que irrita e inflama las encías. Los síntomas más frecuentes son el enrojecimiento de la zona y el sangrado de las encías. La gingivitis es una afección reversible, pero si no es tratada adecuadamente, podría avanzar y convertirse en periodontitis.

Periodontitis: es una enfermedad periodontal grave e irreversible, que afecta a entre un 15% y un 20% de los adultos de entre 35 y 44 años, según la Organización Mundial de la Salud. Esta patología, a diferencia de la gingivitis, se caracteriza por la pérdida del hueso de soporte de los dientes y por lo tanto de la propia encía, dando el aspecto de diente más alargado o que ha “salido” hacia fuera de la encía. La periodontitis es el motivo principal de pérdidas dentales en los adultos. Este trastorno no es común en los niños, pero si en la fase de adolescencia.

Hay que destacar que múltiples estudios han revelado la asociación existente entre enfermedad periodontal y alteraciones cardiovasculares. Algunas de las dolencias con las que se relaciona la enfermedad periodontal y el sistema cardiovascular (SCV) son: endocarditis bacteriana, infarto del miocardio, cardiopatía isquémica, trombosis, insuficiencia coronaria y venas varicosas.

Se sabe que hay microorganismos de la enfermedad periodontal que provocan la inflamación del endocardio cuando pasan al torrente sanguíneo y se alojan en válvulas anómalas del corazón y en tejidos cardíacos previamente dañados.

La aspiración de bacterias desde las bolsas periodontales de la boca hacia los pulmones, unido a un fallo en los mecanismos de defensa hace que estas produzcan enfermedades respiratorias muchas de ellas graves. La neumonía bacteriana, bronquitis, enfermedad pulmonar obstructiva crónica (EPOC) y abscesos pulmonares, están entre las enfermedades más frecuentes.

La diabetes mellitus es otra de las enfermedades relacionadas con las dolencias periodontales, existiendo una relación directa entre ambas, ya que asocian alteraciones genéticas, microbiológicas e inmunológicas en común. La principal evidencia es que la glucemia se estabiliza después del tratamiento periodontal y la enfermedad periodontal la desestabiliza.

También estudios científicos, asocian las enfermedades de las encías con afecciones renales, trastornos cerebrovasculares y determinadas complicaciones del embarazo, como un parto prematuro y bajo peso al nacer.

Otro de los motivos por los que aparece la enfermedad periodontal es la predisposición genética que existe, si bien es cierto, que el riesgo de pérdida dental es significativamente más alto si se combina con el consumo de tabaco.

¿Qué puede hacer para mejorar la enfermedad?

Su estilo de vida puede convertirse en un factor de riesgo para la salud periodontal debido a dietas no equilibradas, a la falta de ejercicio, al consumo de alcohol y a otras sustancias. El tabaquismo es el factor de riesgo principal, puede ser el mayor factor de progresión de gingivitis a periodontitis e interfiere con la cicatrización de los tejidos. Una inadecuada higiene oral es otro de los factores de riesgo más extendidos. Los hábitos de higiene y una buena técnica son fundamentales, le daremos pautas y técnicas de higiene, pero, además, si usted tiene apiñamientos y una mal posición de sus dientes, esto le provoca una dificultad añadida, ya que quedan zonas entre los dientes donde no puede realizar una completa limpieza oral, de ahí también la importancia de la ortodoncia para alinear sus dientes. Aunque la enfermedad periodontal sea grave, un adecuado tratamiento, la prevención y el seguimiento en la consulta de su enfermedad, harán que esta, remita o desaparezca, sin olvidarnos también del papel fundamental que tiene la colaboración del paciente (buenos hábitos y buena higiene) y el cumplir con las pautas de tratamiento y las revisiones que le indicamos en la clínica, que, entre todos, permitiremos alargar la vida del diente de manera considerable.

Embarazo y enfermedad periodontal

Las variaciones hormonales que experimentan las mujeres durante la pubertad, menstruación, embarazo y menopausia, en la terapia de reemplazo hormonal y en el uso de anticonceptivos orales producen cambios significativos a nivel del periodonto, especialmente si existe inflamación gingival provocada por placa bacteriana preexistente. La gingivitis del embarazo es muy común y afecta de un 60% a un 75% a las mujeres embarazadas. Los signos de la enfermedad comienzan durante el segundo mes de gestación y alcanzan su pico máximo en el octavo mes.
Estos problemas orales se han relacionado con el peso bajo del bebé y el nacimiento prematuro. Las mujeres embarazadas deben someterse al tratamiento inmediato de la enfermedad periodontal para reducir el riesgo de complicaciones prenatales y postnatales.

Tratamiento de las enfermedades de las encías

El tratamiento de las enfermedades periodontales varía en función del estado de avance de la patología. Nos encargamos de realizar una evaluación personalizada y pautarle el plan de tratamiento más indicado.

Si su enfermedad se encuentra en un periodo inicial, es necesario eliminar las bacterias acumuladas mediante una profilaxis profesional.

Si el diagnóstico es periodontitis, hay dos fases en función de la gravedad.

a) En la fase básica se realiza un raspado y alisado radicular, que consiste en una técnica de limpieza para eliminar el sarro y las bacterias de la superficie de la raíz con aparatos, instrumentos especiales y medicación de la zona.

b) En la fase avanzada se hace necesaria una cirugía periodontal, haciendo una incisión en la encía bajo anestesia local, para llegar a las bolsas periodontales y poder tratarlas adecuadamente. A veces, en esta última fase aplicamos técnicas de regeneración ósea y si las encías están muy retraídas puede llevarse a cabo una cirugía periodontal con injertos para cubrir la parte que se ha perdido tras su deterioro.

Endodoncia

¿Qué es la Endodoncia?
La endodoncia es uno de los tratamientos mejor valorados en Compostela Dental Center. Son muy numerosos los dientes que tratamos y salvamos todos los años con un tratamiento de endodoncia.

La endodoncia es lo que se conoce comúnmente como (“matar el nervio”), es una técnica por la que accedemos al interior de la cámara pulpar del diente (donde está el nervio) y a sus conductos radiculares (por donde pasa el nervio en el interior de la raíz), para limpiar, desinfectar y sellar dichos conductos, permitiendo así curar y mantener su diente, el hueso y la encía que lo rodea, así como su funcionalidad.

Podemos indicarle que usamos técnicas y aparatología digital de última generación, descartando prácticamente la endodoncia convencional o manual que se sigue realizando en numerosas clínicas. Le ayudamos a conservar sus dientes, a mantener su salud, a conservar una sonrisa natural y a comer con comodidad, ya que, con un cuidado adecuado un diente endodonciado, puede durar igual que el resto de su dentición sana.

¿Cuántas sesiones son necesarias?
En la mayoría de los casos los tratamientos de endodoncia que realizamos se efectúan en una sola sesión, pero en algunas ocasiones la situación clínica del paciente, la dificultad técnica del caso, pueden hacer necesarias dos o más sesiones, siempre personalizamos cada paciente y cada caso en aras del mejor resultado para su salud.

¿Es doloroso un tratamiento de endodoncia?
Los tratamientos de endodoncia que hacemos en Compostela Dental Center son indoloros, ya que utilizamos los mejores anestésicos locales del mercado, muy eficaces y de larga duración. Una vez se acabe el tratamiento y pasado el efecto de la anestesia, le indicaremos las pautas a seguir para que produzca una curación lo más rápida y eficaz posible.

¿Se puede realizar una endodoncia en un flemón?
No solo se puede, le podemos indicar que, en la mayoría de las ocasiones es el tratamiento idóneo para resolver este problema.

¿Un diente endodonciado necesita algún cuidado especial?
Después de un correcto tratamiento de endodoncia y una restauración definitiva del diente, el diente se comportará igual que los demás tanto en su función como en su duración, requiriendo los mismos cuidados de higiene, prevención y revisiones periódicas que cualquier otro diente. En algunos casos en los que existan lesiones previas en los tejidos que rodean el diente, será necesaria la curación de las mismas.

¿Son más frágiles los dientes tras una endodoncia?
Los dientes endodonciados no tienen por qué ser más frágiles que los demás, su estabilidad en el tiempo depende más de la cantidad de tejido dentario que ha quedado íntegro, del tipo de reconstrucción que se haga y del mantenimiento que usted realice de su boca, nosotros siempre le indicaremos la mejor restauración para su caso y le daremos pautas de mantenimiento para que su tratamiento perdure durante mucho tiempo.

Odontopediatría

La odontopediatría es una rama de la odontología que atiende y trata las distintas enfermedades bucodentales desde la infancia más temprana hasta finalizar el crecimiento en la etapa de adolescentes. Por tanto, el odontopediatra se encargará de explorar la cavidad oral del menor y detectar posibles anomalías en la dentición temporal (dientes de leche), así como de aplicar un procedimiento y un tratamiento individualizados.

La finalidad de la odontopediatría es evitar que los niños padezcan problemas más graves en la edad adulta, pero eso, en Compostela Dental Center encontrará un ambiente muy agradable, familiar, cálido y acogedor, donde los niños se van a sentir los protagonistas en el tratamiento y evitarle traumas, como ha pasado durante muchas generaciones.

Nosotros queremos transmitir a todos los padres y madres los mejores consejos, tratamientos y prevención que existen a día de hoy para cuidar la salud de la boca de sus hijos, por eso, una de las cosas que hacemos mucho hincapié sobre la boca de su hijo, es que hay fase con una dentición decidia (“dientes de leche”) y otra donde conviven estos los con dientes definitivos o dentición mixta hasta los 12-13 años.

Hay la falsa creencia de que los dientes de leche no son importantes, que no hace falta cuidarlos o realizar tratamientos sobre los mismos (obturaciones, pulpotomías, etc.), todo lo contrario, su importancia es vital hasta que aparezcan los definitivos porque si se pierden tempranamente, aparecerán problemas de espacio en las arcadas, mal posiciones y mal oclusiones de los dientes definitivos que acarrearan secuelas y patologías que posteriormente habrá que tratar.

Patologías de ATM – Bruxismo

Los problemas de la ATM (articulación témporo-mandibular) son relativamente frecuentes, habitualmente muy molestos y pueden llegar a producir importantes limitaciones en las funciones masticatoria y fonatoria.

La sintomatología que producen las alteraciones de la ATM es muy variada. Podemos citar, en orden de importancia:


• Pequeños ruidos o chasquidos articulares.
• Dolores a la palpación.
• Dolores difusos que pueden aumentar con la masticación.
• Limitaciones variables a la apertura con desviación de la mandíbula.
• Incluso bloqueos completos de la articulación.

La evolución de los problemas de la ATM es crónica. Si no se actúa tenderán a empeorar progresivamente haciéndose más patente la sintomatología, para ello debemos actuar primeramente realizando un estudio completo de la oclusión, los movimientos mandibulares y de la musculatura.

En una segunda fase solemos colocar unas férulas de descarga, son dispositivos realizados a medida para cada uno de nuestros pacientes y que se suelen colocan en la arcada superior, las cuales tienen varias funciones como la relajación de la musculatura masticatoria, desprogramación de movimientos mandibulares, recolocación de los cóndilos mandibulares, etc.

En el caso de problemas de la articulación témporo-mandibular funcionales lo que hacemos es equilibrar la oclusión restituyendo los dientes ausentes y eliminando los contactos prematuros o anómalos que hay en la dentición natural. Para ello en ocasiones rehabilitamos mediante nuevas prótesis toda la oclusión o intentamos hacer ajustes en prótesis que ya tenga el paciente.

El bruxismo es una disfunción de la articulación témporo-mandibular (ATM), dicha articulación es la que realiza el movimiento de la mandíbula. Se caracteriza por la alteración de los músculos mandibulares y de las estructuras adyacentes, que daña a la articulación y a la musculatura, el paciente nos indica que “aprieta mucho la boca” y suele ir acompañado de dolores de cabeza y de cuello constantes, molestias en los músculos faciales o el desgaste dental.


Tipos de bruxismo

Esta patología puede ser de tipo diurno o nocturno. El bruxismo diurno está relacionado con estímulos externos de tipo psicosocial o ambiental, mientras que el nocturno se asocia a una disfunción central neuromotora. El bruxismo diurno produce la mayoría de los casos un apriete constante de los dientes superiores contra los inferiores, lo cual produce un sobre esfuerzo en la musculatura y en la articulación.

El bruxismo nocturno es un trastorno muscular que provoca movimientos mandibulares y el rechinamiento de los dientes durante las horas de sueño a través de un ritmo involuntario, aunque también aparece el bloqueo por apriete entre las arcadas. Ambos tipos de bruxismo pueden tener síntomas similares.

¿Cómo tratar el bruxismo?

1. Fármacos antiinflamatorios

Una de las opciones más conservadoras es el consumo de fármacos. Entre los más utilizados para tratar el bruxismo encontramos los analgésicos o los antiinflamatorios, que ayudan a disminuir la inflamación y las molestias propias de esta patología.

2. Férula de descarga

Realizamos este dispositivo a medida de cada paciente para reposicionar los cóndilos a su posición de relación céntrica y relajar toda la musculatura de manera progresiva. Asimismo, disminuye la tendencia al bruxismo y protege a los dientes del desgaste producido.

3. Visitar a un fisioterapeuta

En muchísimos casos recomendamos el acudir también a un fisioterapeuta, ellos trabajan una serie de procedimientos y técnicas muy útiles a la hora de disminuir los efectos del bruxismo y dirigidas a proteger y a recuperar la función de las estructuras musculares.

4. Medidas dietéticas y posturales

Por último, los ejercicios de corrección postural y unos hábitos alimenticios adecuados también son medidas que ayudan a tratar el bruxismo, así como evitar una vida sedentaria y practicar actividades físicas con frecuencia.

Prótesis Dentales

Como ya le hemos comentado en nuestra sección de tratamientos, la ausencia de dientes provoca muchos problemas.

Con más de 28 años en el sector dental, podemos ofrecerles todo tipo de soluciones a los problemas de pérdida de dientes, a continuación, le explicamos los distintos tipos de prótesis que existen: desde prótesis removibles convencionales (Las que se pueden poner y sacar por usted mismo), hasta soluciones fijas sobre sus propios dientes como coronas y puentes en metal-cerámica, en cerámica inyectada o diseñadas en ordenador (Sistema Cadcam).

De manera general, podemos dividir las prótesis 3 tipos distintos:

1. Prótesis Removibles.
2. Prótesis fijas.
3. Prótesis híbridas o sobre dentaduras.

Prótesis

Las prótesis removibles son las “convencionales de toda la vida” que usted puede retirar y volver a colocar para tareas de limpieza. Son las más económicas de todas.

Dentro de las removibles encontramos varios sistemas en función de la cantidad de dientes a reponer y pueden ser:

Prótesis Completas: Las prótesis completas o “dentadura postiza”, es un aparato o dispositivo protésico que se emplea para reponer todos los dientes naturales de una arcada, y aumentar la altura de las estructuras óseas que se han atrofiando a lo largo del tiempo tras la pérdida o daño de los dientes naturales.

Las prótesis completas no son meros instrumentos mecánicos, si bien son las encargadas de transmitir las fuerzas masticatorias a las encías, (por lo tanto, al hueso), es un complejo sistema que forma parte de un tratamiento en el cual se integra un producto sanitario realizado a medida, que pertenece a la Clase ya que ha sido diseñado, elaborado con técnicas precisas, sumadas a una serie de materiales biocompatibles y todo ello con una adaptación individualizada a su boca.

PRÓTESIS COMPLETAS

PRÓTESIS COMPLETAS

Como carecen de sujeción a los dientes naturales, esta se realiza mediante un efecto de ventosa a los maxilares, le va a exigir un período de adaptación, por eso, debe emprender una auténtica reeducación de la masticación y de la fonación, cuyo éxito depende fundamentalmente de usted. Tan solo con fuerza de voluntad y perseverancia, usted obtendrá una perfecta adaptación.

Prótesis dental removible: es un aparato o dispositivo protésico que se emplea para reponer dientes ausentes, que va anclado a los dientes remanentes bien con un sistema de ganchos que se sujetan a sus dientes naturales, o con un sistema de Ataches, que son unos dispositivos que actúan a modo de “broche” para que se sujete la prótesis en su boca.

Como no se trata de un dispositivo fijo al principio, va a tener la sensación de cuerpo extraño, tanto para la lengua como para los tejidos contiguos a ella. Llevar una prótesis removible (de poner y sacar), le va a exigir un período de adaptación, por eso, usted debe emprender una auténtica reeducación de la masticación y de la fonación, cuyo éxito depende fundamentalmente de usted. Tan solo con fuerza de voluntad y perseverancia, usted obtendrá una perfecta adaptación.

PRÓTESIS REMOVIBLES DE ACRÍLICO Y METÁLICA, RESPECTIVAMENTE 

ATACHE PARA PRÓTESIS REMOVIBLE

En cuanto a los materiales, suelen ser de acrílico o metálicas en función del diseño que se pueda realizar debido a las necesidades y características de su boca.

Prótesis fijas: Son un aparato o dispositivo protésico confeccionado a medida, que se cementa a dientes naturales previamente tallados, cubriendo a estos últimos, pero actualmente con el tratamiento con implantes ha bajado mucho su demanda, porque el inconveniente es que hay que hacer un tallado de los dientes para poder colocarlas, pero como contrapartida, su coste también es más económico que un tratamiento con implantes.

Como hemos comentado, también podemos encontrar prótesis fijas atornilladas o cementadas a un sistema de implante, primero se realiza la cirugía para colocar el implante en el hueso y en una segunda fase, se fabrica la corona o el puente que irá sobre este.

La prótesis fija es una de las prótesis más cómodas, mejor toleradas y que menos problemas producen, es como si llevase de nuevo sus dientes naturales en la boca, despreocupándose de tener que ponerlas o quitarlas para realizar la limpieza diaria y la nula movilidad durante la masticación, su tiempo de adaptación es casi instantáneo, recupera su dicción, a la vez, que una estética completamente natural.

Dentro de estas existen con distintos tipos:

Coronas unitarias, que sirven para restaurar un diente.

CORONA UNITARIA / FUNDA EN ZIRCONIO

Puentes de varias piezas, que sirven para reponer varios dientes ausentes, formando una estructura continua, que por ambos extremos se une a los dientes naturales tallados y en su centro puede presentar uno o varios pónticos unidos solidariamente a la estructura.

SIMULACIÓN MEDIANTE SISTEMA CADCAM (DISEÑO POR ORDENADOR) DE PUENTE FIJO EN METAL CERÁMICA

SIMULACIÓN DE PUENTE FIJO SOBRE IMPLANTES

Los materiales con las que están elaboradas, van desde el metal-cerámica convencional, hasta los novedosos sistemas y materiales diseñados por ordenador (Sistemas Cadcam), entre los que encontramos el Titanio, Zirconio, cerámicas inyectadas, Disilicato de Litio, Cerámicas Híbridas. La variedad es enorme y hay materiales que en un futuro prometen una auténtica revolución.

Y por último, las prótesis mixtas:

La prótesis mixta o híbrida, es un aparato o dispositivo protésico que se emplea para reponer dientes ausentes y las estructuras óseas que se van atrofiando a lo largo del tiempo tras la pérdida o daño de los dientes naturales.

Compostela Dental Center Prótesis barra

Las prótesis mixtas, poseen una parte fija anclada a dientes naturales previamente tallados o a estructuras óseas mediante implantes dentales.

La otra parte de la prótesis es removible y se une a la parte fija mediante dispositivos llamados Ataches, actuando ambas de forma conjunta como si fueran una sola prótesis.

La parte fija usted no la puede retirar de la boca, mientras que la parte removible puede retirarla para realizar las funciones de mantenimiento y limpieza.

¿Qué sistema es mejor?

Ningún sistema es mejor o peor, todos tienen ventajas e inconvenientes, siempre adecuamos el sistema primeramente a las características de su boca y en segundo lugar a su posición económica.


Está claro que la comodidad y sensación de diente natura “como el de uno mismo” lo dan las prótesis fijas, tanto las que van fijadas a su diente como a implantes, pero, por el contrario, su coste es mayor sobre todo en estas últimas.

Es interesante que vea la sección de implantes, donde le informamos de todo lo que debe saber sobre este sistema.

Solicite una cita con nosotros

© 2021 Compostela Dental Center Todos los derechos reservados
Producido por BeeDIGITAL